lunes, 14 de junio de 2010

Pues nada, ya ha pasado todo...

Y siento una rara mezcla de satisfacción y pena. Satisfacción porque he pasado dos días maravillosos, mágicos, y pena por saber que algo así no se va a volver a repetir...
El martes pasado fue la presentación, ¡incluso fui a que me maquillaran!, y estuvo genial, pero lo mejor vino el jueves, con la firma en la Feria del Libro. Aunque me dolía horrores la pierna, que la tuve que tener las dos horas encima de una caja, no me importó, estar ahí, "al otro lado", viendo a mis amigos, a mi familia, a la gente que se acercaba a leer la contraportada y me pedían que les firmara el libro... Ufff, no hay palabras para describir esa sensación.
Antes de empezar toda esta locura, me daba una vergüenza horrible que alguien pudiera leer lo que había escrito, me sentía "desnuda", porque recuerdo con total claridad en qué momento y situación escribí todas y cada una de las frases del libro y era como si se estuviera invadiendo mi intimidad. Ahora no, ahora disfuto cada vez que alguien me comenta si le gusta, si no le gusta, si éste o aquel es su personaje favorito...
Ahora sólo falta esperar que las ventas vayan bien. Aún no sé nada e imagino que tardaré un poco en saberlo. No hay palabras suficientes para agradeceros que me hayáis hecho vivir un sueño como éste. Os quiero muchísimo. Un beso

No hay comentarios:

Publicar un comentario